domingo, 3 de julio de 2011

CRÓNICA ANTICIPADA DE UNA ELECCIÓN ¡Muchos perdedores un solo ganador!

03 de julio del 2011



ECLIPSE

Por Benjamín H. Yáñez Campero





CRÓNICA ANTICIPADA DE  UNA ELECCIÓN
¡Muchos perdedores un solo ganador!



Por razones que solo pueden considerarse en el marco de un ejercicio profesional o en la sola inquietud personal, en esta entrega de “ECLIPSE” escrita y publicada el domingo 3 de julio a unas cuantas horas de que dieran inicio los comicios para la elección de Gobernador en el Estado México, comparto con ustedes de manera anticipada lo que bajo mi perspectiva y análisis personal será la esencia de algunos de los relatos en los medios de comunicación y las reacciones, también de algunos de sus protagonistas tras haber concluido dicha jornada electoral.


Así que, subamos al  DeLorean” de “Back to the Future” y situémonos de acuerdo a su preferencia en la noche del mismo domingo o en la mañana del lunes 4 de julio del 2011.


La crónica será algo así: Con la vigilancia de más de tres mil observadores y tras haberse cerrado las 17 mil 489  casillas, incluyendo las 340 denominadas de contingencia instaladas en Ecatepec y Netzahualcóyotl a causa de las inundaciones por las fuertes lluvias y concluida la jornada cívico-electoral en el Estado de México, tanto el Candidato de la coalición Unidos por Ti, Eruviel Ávila Villegas como Alejandro Encinas abanderado de Unidos Podemos Más, se auto-proclaman vencedores de la contienda, no sin antes denunciar, este último, una serie de irregularidades como:  “la elección de Estado, el acarreo de votantes y la compra de votos”; por su parte el priista “llama a la unidad, al dialogo y a la inclusión” y asegura: “gobernaré para todos los mexiquenses sin distinción de colores”, por su parte  el candidato del blanquiazul Luis Felipe Bravo Mena siguiendo el tono de su campaña, en doné solo placeo a los suspirantes de su partido para el 2012, guarda silencio.


A medida que empieza a fluir la información generada por el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), se perfila el virtual triunfo  de Eruviel Ávila al mantener una ventaja de al menos 28 puntos sobre Alejandro Encinas,  su más cercano contendiente y de más de 40 puntos sobre el panista Bravo Mena, quien en una breve entrevista reconoce que “la votación no le favorece” pero se negó a reconocer la victoria del priista, argumentando que “el conteo no ha terminado y que el Instituto electoral tiene sus tiempos”. Aquí el primer perdedor, no solo por no haber figurado durante todo el proceso, ni por lo gris de su desempeño y lo vago y retórico de sus propuestas, sino por abanderar la incapacidad, del segundo perdedor, el dirigente del Partido Acción Nacional, Gustavo Madero para consolidar acuerdos y alianzas.


El tercer gran perdedor eminentemente es el PAN, quien como todos sabemos tras no poder concretar la alianza con el PRD, para sacar al PRI del Estado de México y con ello enfilar sus  baterías  o alimentar sus sueños para permanecer en Los Pinos en el 2012, ahora dirían ellos: “damos gracias a Dios” de que esto haya terminado, tendrán que hacer el control de los daños, lamerse las heridas y buscar consolidar la tan anhelada unidad de cara a la elección presidencial.


En el PRD todos son perdedores, la lista obviamente es encabezada por Encinas que pierde la elección, a la que fue mandado por López Obrador para logar desarticular los avances que habían logrado para consolidar su tan sonada alianza, para posteriormente ser abandonado a su suerte ya que el objetivo obradorista se había cumplido; Andrés Manuel, aunque muy probablemente él  a esta hora siga festejando que se salió con la suya al imponer a su candidato, es el quinto perdedor ya que no solo pierde su candidato, sino además demuestra su nueva debilidad al interior del PRD. Los perdedores 6 y 7 son respectivamente; Jesús Zambrano presidente del sol azteca, quien evidenció su incapacidad de liderazgo y conducción, que complica seriamente la selección interna del candidato presidencial de ese instituto para el 2012. Y Marcelo Ebrard jefe de gobierno del Distrito Federal que en su búsqueda por dicha candidatura enfrentará a un PDR más dividido que nunca, gracias a la “brillante” actuación de sus operadores políticos y claro de él mismo para boicotear a su correligionario Alejandro Encinas.


En el PRI la historia es ligeramente diferente, aunque a todas luces Eruviel Ávila ganó la elección, no podríamos considerarlo como el triunfador del proceso, ya que tendrá que asumir los costos de su propia candidatura de unidad al interior del tricolor y del propio Estado; tendrá que asumir, los de carácter político y económico con los grupos Atlacomulco y Matepec; los enconos con la familias Del Mazo y Hank y la influencia maniquea de Televisa.


Así que, al final de la jornada y de todo el proceso el único triunfador se llama Enrique Peña Nieto, quien se consolida al interior del Revolucionario Institucional como la carta fuerte para el 2012, logra a pesar de los “modos”, un solo candidato, el suyo, una campaña que se concretó a administrar la ventaja de su propia imagen y actuación  -que hereda Ávila- y que se perfila como el hombre que puede negociar, acordar y hacer respetar los acuerdos a los dueños del capital económico, político y a los dirigentes y militantes de su partido, por ello y a pesar de Manlio, Gamboa, Paredes y hasta de  señores feudales como los de Veracruz y Oaxaca, hoy por hoy el de más tablas de ese Instituto Político es Peña Nieto y si quieren recuperar, como ellos mismos lo dicen, la Presidencia de la República el único camino, la única manera es la mostrada por él a la hora de la designación de candidatos, que sea uno solo y de unidad, esa es la receta probada.


Así pues, termina esta larga jornada sin incidentes mayores, con el triunfo indiscutible del candidato priista Eruviel Ávila y con la amenaza de Alejandro Encinas de acudir a los tribunales. Elecciones en donde poco más de cinco millones de sufragios fueron emitidos, de un total de 10 millones 555 mil 736 ciudadanos relacionados en el padrón electoral, con un costo promedio de 315 pesos por voto lo que nos coloca como una de las democracias más caras del continente y nos hace a los ciudadanos, como siempre  el ultimo gran perdedor de esta elección.  


¡La derrota es huérfana, la victoria es de todos, menos en el Estado de México!


El Morral del ciego:

Como dirían los especuladores, “me entere de muy buena fuente”, salvo que en esta oportunidad es verdad, que a partir de este mes la columna ECLIPSE será amablemente publicada por Don Mauro Jiménez  Lazcano en la Revista Macro Economía y estará a la venta en kioscos y en las tiendas con expendio de revistas, así que no me resta más nada que agradecerle y agradéceles a ustedes por el favor de su lectura, su confianza y comentarios. En tanto, aquí y en la revista seguiremos en contacto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario